Las noches de las perseidas

Casi casi estamos llegando al límite de lo oficialmente considerado como vacaciones (de verano). Toca la vuelta, el regreso o el retorno del viajero. Con su morriña y sus recuerdos, con sus apuntes y su buen puñado de fotografías en la mochila mejor o peor enfocadas como la única reminiscencia de algún tiempo en el que todo, o casi todo, estuvo mucho mejor.

Hacer balance. Repaso mental. Viaje astral. Volver a empezar. Otra vez.

3d644d68159287456d5d57df3a719f36

Seguir leyendo